Cómo hacer sales de baño artesanales

16.10.2020

¿Te interesa saber cómo hacer sales de baño artesanales?

En este post te mostramos cómo hacer sales de baño artesanales, una elaboración sencillísima y rapidísima de elaborar en casa que, además, es muy económica. ¿Un punto más a su favor? Podrás darles el color y el aroma que más te gusten para disfrutar mientras te relajas. 

Todos necesitamos de vez en cuando un respiro: parar, tomarnos un tiempo para nosotros mismos y relajarnos en un ambiente de calma y tranquilidad. Los baños con sales aromáticas son una opción estupenda para disfrutar de una sensación de spa e nuestra propia casa. 

De hecho, las sales de baño son uno de los mejores remedios contra el estrés después de una semana dura de trabajo. Pocas sensaciones hay más agradables que sumergirte en el agua caliente con un aroma exquisito. Para que el ambiente sea perfecto solo tienes que apagar la luz, encender unas velas y poner de fondo algo de música. ¿Te gusta la idea? ¡Pues a qué esperas a ponerla en práctica! 

Como hacer sales de baño paso a paso

A continuación te enseñamos como hacer sales de baño caseras para que puedas disfrutar de sus propiedades mientras relajas el cuerpo y la mente. Te adelantamos algo: solo necesitarás 3 ingredientes. ¡Sigue leyendo y prepárate un capricho muy económico! 

Para comenzar, es imprescindible contar con sal de baño base, una sal marina refinada, sin aditivos, olor, ni color que podrás personalizar. También puedes usar como base sales de Epsom o sal Rosa del Himalaya, ya que ambas están indicadas para deleitarse con un baño calentito. Además, ayudan a relajar los músculos y a eliminar las toxinas que el cuerpo va acumulando. 

¿Qué aroma elegir? Depende de tus preferencias personales y de los resultados que quieras conseguir. Y es que los aromas logran transmitir sensaciones. Por ejemplo, el de rosas es perfecto para aliviar el estrés, mientras que la lavanda es relajante y ayuda a conciliar el sueño. 

El tercer ingrediente que nos falta es el colorante. Para este tipo de elaboración, nuestra recomendación es que optes por los colorantes líquidos hidrosolubles, ya que son concentrados, cunden mucho, son muy sencillos de usar y están disponibles en una amplísima paleta de colores. 

Combinando aromas y colores lograrás además unas sales de baño caseras para regalar. Solo necesitas un packaging bonito y acorde a la temática elegida y el resultado será sorprendente. Lo mejor es que no necesitas gastar mucho dinero para conseguirlo.